Características de los rinocerontes: guía completa

Características de los rinocerontes: guía completa

Características de los rinocerontes: guía completa

El solitario y huraño rinoceronte es, de las criaturas que pueblan nuestro planeta, una de las que más admiración atrapa. Su aspecto arcaico recuerda a las bestias de Parque Jurásico, con recias armaduras de cuernos, y pocos amigos. Sin embargo, aquella fue la época de los grandes reptiles y no la de los mamíferos. Los rinocerontes actuales son exponentes tardíos de la Mega-Fauna, período en que todo mamífero que se respetara tenía que medir más de dos metros de altura.

Lo que más cautiva del rinoceronte es su forma irrepetible en otra criatura de la naturaleza. De uno a dos cuernos sobre el hocico según la especie, cabeza maciza y alargada, soportada por un cuello robusto, y el cuerpo grueso por donde quiera que se mire, recuerda un tanque de guerra.

El más grande de la familia, el rinoceronte blanco de África, tiene cerca de dos metros de alto por cuatro metros de largo. El más enano, el de Sumatra, mide metro y medio de alto por tres de largo. De la misma forma el peso oscila desde tres toneladas, a poco menos de una tonelada.

No es un gran pensador, su cerebrito es mínimo si se compara con su cabeza. Tampoco ve muy bien. Sin embargo, oye de maravillas. Sus orejas son radares en constante movimiento buscando el más mínimo indicio de amenaza. También goza de un olfato refinado, de hecho, presenta mayor concentración de neuronas dedicadas al sentido del olfato que las que hay en todo su cerebro.

Su piel es áspera, puro colágeno concentrado que, capa tras capa, puede alcanzar hasta 5 centímetros de grosor. Tanto es así, que en especies como el de la India, la piel forma placas que lucen como armaduras de batalla.  

Características de los rinocerontes

A diferencia del cuerno de los bovinos y caprinos (vacas y cabras) que son extensiones óseas, los cuernos del rinoceronte están hechos de queratina, sustancia muy de moda en estos tiempos. Así que sí, el cuerno es básicamente pelo. Este no solo es parte fundamental de la belleza de este animal sino también motivo por el cual el hombre, en su infinito irrespeto por las cosas vivas, ha llevado a este animal al límite de la extinción. La principal causa de muerte de estos animales se debe a la mutilación de su cuerno, al que se le atribuyen toda clase de propiedades, desde mágicas hasta afrodisiacas.

Alimentación

El rinoceronte es un glotón nato. ¿Cómo no serlo con semejante talla? Gustan de hierbas altas, matorrales y vegetación acuática, frutos, y a veces tumban árboles para comer retoños frescos. Las especies africanas, no tienen dientes delanteros, solo constan de muelas. Sin embargo, el negro africano y el indio presentan un labio superior capaz agarrar y partir ramas.

Comportamiento

De lejos, el rinoceronte es un animal tranquilo, pasta, despeluza arbustos, mueve la cola, bebe agua, se revuelca en la tierra. Sin embargo, si se ingresa a su territorio bien delimitado por orinas y heces, hay que estar listo para evadir una embestida de hasta tres toneladas a unos 40 kilómetros por hora. 

No son muy sociables, el rinoceronte negro africano es el menos sociable de todos. A lo más, se puede encontrar una madre con su cría. Los rinocerontes indios, sobre todo los jóvenes, pueden soportar temporalmente la compañía de otros. Los africanos blancos, en cambio, pueden llegar a formar grupos compuestos por hembras y machos jóvenes de hasta siete miembros.

Las hembras son menos territoriales y a veces se saludan juntando sus hocicos cuando se encuentran. Los machos sí defienden su área a capa y espada. No obstante, los enfrentamientos son más una guerra de desgaste que una brutalidad de envestidas, como podría ser, dado la masa corporal de estos. Se piensa que es así dado que de hacerlo saldrían muy mal parados, tanto el que embiste como el embestido. A lo más, juntan cuernos, se empujan para aquí y para allá, así hasta el hastío, hasta que por cansancio o aburrimiento uno de los dos contendientes que abandona la arena. 

Guía completa de los rinocerontes

Reproducción

En épocas de reproducción, machos y hembras se muestran más amistosos.Ya a la edad de siete años los machos están listos para dejar su huella en el mundo. Las hembras sin embargo suelen estar listas uno o dos años antes. Y aquí sigue estando este animal lleno de sorpresas. Los testículos del macho no cuelgan en los escrotos sino que se mantienen dentro del cuerpo del animal. El pene, es rígido y en estado normal se haya dirigido hacia detrás. Las mamas de las hembras se pueden encontrar cerca de las patas traseras. Los machos son acosadores, a veces la hembra ya cansada del acoso se pone en pie de lucha y entablan un enfrentamiento que generalmente gana el macho, demostrándole que él sí era el indicado para ella, a pesar de todo.

Las hembras gestan durante año y medio una sola cría, que al nacer pesará más o menos sesenta y cinco kilos. Estas no lo pensarán de nuevo hasta por lo menos veintidós meses después. Resulta enigmático el hecho de que las hembras rinocerontes tengan solo dos mamas ubicadas en el espacio entre las patas traseras, cuando solo se han registrado partos de una sola cría. Esto sugiere el hecho de que en casos bien raros se puedan tener más de dos crías.

El nuevo rinoceronte permanecerá con su madre entre dos y cuatro años. Los machos son expulsados del seno familiar aún más temprano, a los dos años, cuando todavía no están lo suficientemente curtidos como para enfrentarse al salvaje mundo que les espera.  Así, al no ser lo suficientemente fuertes como para encontrar territorio son empujados a las zonas limítrofes, donde escasea el agua y la hierba no abunda.   

Compártelo en tu red social: